Con la tecnología de Blogger.

14 de marzo de 2017

Malvados de Oro: Los mejores malvados españoles por Albaladejo

cartel_malvadosEntro en la Sala club del Niemeyer con la sensación de aburrirme como una ostra y no entender una mierda. No por culpa del actor o de la obra (que aún no ha empezado). Me imagino a Daniel Albaladejo (he tenido que mirar tres veces para poder escribir bien su apellido. ¿No había uno más sencillo? :) interpretando a los Malvados del Siglo de Oro, tal como la obra se llama (Malvados de Oro) y yo, que del Siglo de Oro sólo reconocería los nombres, si me lo dice y de oídas, presupongo que no voy a enterarme de absolutamente nada de los personajes que interpreta.
Afortunadamente, al empezar la obra me sorprende que no sea lo que me esperaba en un principio. Sí, he visto a El Comendador en la obra de Lope de Vega Fuente Ovejuna, El Anticristo de Juan Ruíz Alarcón; BasilioSegismundo de La vida es sueño, Laurencia en Fuenteovejuna o el Duque de Ferrara en El castigo sin venganza de Lope de Vega… Entre otros. Hago un pequeño alto para dar un aplauso a Daniel al incluir a Trump entre los malvados actuales como Darth Vader. Dicho esto, prosigo…
Aunque lo neguemos, siempre se tiene un favorito y el mío ha sido Semíramis. Curiosamente es la que menos me sonaba, pero terminó siendo mi historia malvada favorita.
Es cruel escoger, sobre todo cuando en el escenario un solitario Daniel Albaladejo se dejaba la piel. Actor, personaje, actor, personaje… Y me atrevería a decir que también ha sido un gran comunicador. Ha logrado que me interese la obra, que me gustase la forma en la que han demostrado que los malos (más en concreto los malos españoles) también se merecen tanto o más reconocimiento que Shakeaspeare, quien en esta ocasión no es ‘tan’ grande. Me he quedado con ganas de leer las obras por las que ha pasado en tan solo una hora.
Un ‘partido’ teatral de malos España vs. Inglaterra que gana España por goleada.
Daniel es un actorazo increíblemente bueno, la habilidad que tiene al pasar de personaje a actor y viceversa bien merece ser recalcada. Es un jodido camaleón que no sólo hace brillante la obra, si no que gracias a él, quien no haya leído las obras del siglo de Oro ni conozca mucho de la época –como yo-, le avive el ansia de saber, de conocer más sobre los malvados españoles en concreto y el siglo de Oro en general.
Daniel; me pongo el sombrero tan solo para quitármelo ante ti. ¡Eres magnifico!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Design: Moderniread