Con la tecnología de Blogger.

22 de febrero de 2017

Eva ha muerto: Sinopsis & Presentación del autor


SINOPSIS 
Adán, quien duerme sobre el lecho de hojas secas bajo el que Eva yace enterrada, es despertado por un coro de ángeles y campanas enviado por Dios, obligándole a relatar a la humanidad su pasado: una intensa historia de amor junto a Eva que terminó con su suicidio el día en que, accidentalmente, el pequeño de sus tres hijos, Set, muere mientras jugaba con sus otros hermanos, Caín y Abel. Enloquecido, Adán intenta resucitar a su amada dándole a morder el fruto del árbol de la vida, pero es demasiado tarde: Eva ha muerto. Dios castiga a Adán por haber desobedecido su mandato y le condena a vivir eternamente, a oscuras, en tiniebla también eterna, no viendo más allá del lecho de hojas donde Eva yace enterrada. Condenado al insomnio, a ser despertado cada hora de su sueño para relatar a la humanidad su vergüenza, Adán desgrana una vida rebosante de amor y dolor a partes iguales.

FICHA ARTÍSTICA/TÉCNICA 

ADÁN ___________________________________________________ Iván Hermes 
(VOZ de Dios) ______________________________________________ Adolfo Coria 
Movimiento escénico __________________________________ Andoni Larrabeiti 
Ambientación /Luz / Sonido___________________________ Ángel Salamanca 
Fotografía _______________________________________________ David Semuret 
Música ___________________ Liturgia de san Juan Crisóstomo (Tchaikovsky) 
Producción ________________________________________ Compañía Fierabrás 
Texto y dirección ____________________________________ César Augusto Cair 

GÉNERO/Subgénero: Monólogo dramático. 
DURACIÓN DEL ESPECTÁCULO: 75 minutos (aprox.).


PRESENTACIÓN Y FUNDAMENTO DEL AUTOR/DIRECTOR

Una desgarradora declaración de amor

Ya desde la 'Teoría de los Elementos' del filósofo presocrático Empédocles, en la que el amor ―deseo de― y el odio ―rechazo hacia― son considerados no solo motores de las acciones humanas, sino también del universo, las distintas Artes de todas las épocas han intentado descifrar el jeroglífico del amor y su repercusión en los sentimientos del individuo. Echamos la vista atrás y vemos tantas definiciones de amor como definidores las han enunciado, y todas ellas son válidas y aplicables universalmente. La experiencia emocional de cada cual es el baremo que se emplea para definir el amor y así se ha hecho en nuestra cultura desde los escritos de Homero hasta la actualidad. 

Según la cosmogonía cristiana, Adán y Eva fueron la primera pareja de la Humanidad; y su historia de amor, a mis ojos, es tan misteriosa como literaria: imaginemos qué pensaron al verse por primera vez en aquel lugar idílico, qué sintieron al enamorarse y, lo que nos centra en Eva ha muerto, qué pasó cuando uno de ellos desapareció dejándole al otro desamparado (emocionalmente) y solo (físicamente) en un paraíso que, a partir de entonces, dejó de serlo. 

La relación de pareja es cosa de dos, pero ¿qué pasa cuando el amor termina de repente para uno de ellos? Eva ha muerto, universalizando el sentimiento doloroso de Adán tras la muerte de Eva (amor) y la pulsión rabiosa hacia Dios (odio) como catalizador de todo lo negativo, disecciona la sensación de pérdida de lo amado y el sentimiento de soledad que se experimenta, hasta tal punto de parecer el sobreviviente un condenado a vivir entre las cuatro paredes de un vacío interior y doloroso, aunque el exterior sea el mismísimo jardín de Edén. 

Eva ha muerto, sin más escenografía que un escenario desnudo, un actor desnudo y un texto desnudo, es un 'canto de amor' al amor. A través de las imágenes evocadas (llenas de lirismo, sentimiento y toques naturalistas, todo ello iluminado de forma tenebrista como los lienzos de Caravaggio o Ribera), el espectador se adentrará en la espesura del paraíso sentimental que supuso para Adán enamorarse de Eva y el intenso dolor que conllevó su muerte, convirtiendo ese paraíso en un desierto de soledad. La obra, además, equipara la condición del (des)enamorado con la del preso, pues en definitiva ambos experimentan la sensación de pérdida y de soledad que supone vivir encerrado, independientemente de si ese encierro es en una celda (físico) o en un sentimiento enquistado (emocional). 

César Augusto Cair



1 comentario:

  1. Con lo poco creyente que soy, no creo que me animara con esta obra.
    Un beso :)

    ResponderEliminar

Design: Moderniread